fbpx

Cómo era el primer smartwatch de la historia

Back to Blog

Cómo era el primer smartwatch de la historia

Nos encanta recomendar el mejor contenido, por eso no te pierdas el siguiente artículo de Carlos Rubio Mazas y no dejes de visitar su página!
Ver Original:

El abuelo de los relojes inteligentes, era un gadget muy grande y bastante limitado.

Cuando uno escucha la palabra smartwatch, le viene a la mente un Apple Watch, un Huawei Watch o un Galaxy Watch, dispositivos de muñeca con un tamaño casi idéntico a los relojes tradicionales.

Sin embargo y al igual que los smartphone de hoy en día nada tienen que ver con los de hace años, el primer reloj “inteligente” de la historia nada tenía que ver con lo que hoy vemos. Nada de batería recargables, nada de pantallas a color y sobre todo, nada de tamaño contenido. Casi que para usar este reloj, acudir al gimnasio era obligatorio.

El primer smartwatch de la historia: de inteligente tenía poco

onHand PC smartwatch

El onHand PC es el antepasado de los relojes inteligentes, tenía pinta de ser bastante incómodo

Tall y como leemos en The Gadgeteer, más que un reloj, el onHand PC era un pequeño ordenador que por algún motivo podíamos llevarlo en la muñeca. Por supuesto sus especificaciones y lo que podíamos hacer con él, ni de lejos se acerca a lo que cualquier reloj inteligente de hoy en día realiza.

El onHand PC era algo realmente complicado de explicar. Con una pantalla de 1,1 x 0.75 pulgadas y una resolución de 102 x 64, este gadget disponía además con un pequeño joystick que nos permitía movernos por el menú. Por supuesto no era táctil sino y para movernos entre los menús teníamos que hacer uso de él. En cuanto a la batería, utilizaba dos pilas pequeñas de botón que daban una autonomía –siempre según el fabricante– de hasta 3 meses. Lo cierto es que mucho más que cualquier reloj inteligente de hoy e incluso de wearables tan populares como la Xiaomi Mi Band.

¿Y qué nos permitía hacer el onHand PC? Contaba con un software propio con agenda, gestor de tareas o un diario. Sin olvidarnos también de un gestor de archivos así como diferentes aplicaciones para conectar este aparato a un PC de sobremesa. Por supuesto también era un reloj así que no nos podemos olvidar de nombrar herramientas como la alarma, editor de sonidos y un reloj mundial.

Y aunque parezca mentira, el onHand PC no tenía un precio realmente caro. 279 dólares era su precio oficial, muy similar al precio de los relojes inteligentes de hoy en día. La cuestión es que simplemente no era muy útil sin olvidarnos de lo grande que era y lo incómodo que parece ser. Por suerte como todo en la tecnología, los productos cada vez son mejores, más potentes y mucho más elegantes. Pero recordad que sin gadgets como el onHand PC, jamás tendríamos los dispositivos electrónicos que tenemos hoy en día.

Entérate siempre de la última hora de Android en nuestro canal oficial de Telegram, ¡únete!

Sigue a Andro4all

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog