fbpx

Filtros para pantallas: la farsa que ya hemos olvidado

Back to Blog

Filtros para pantallas: la farsa que ya hemos olvidado


Existieron durante años, quizás un par de décadas (la de los 80’s y 90’s al menos). Sin embargo, fueron muy populares.

Es que, los filtros de pantallas, además de populares, sin dudas dejaron una marca totalmente imborrable entre aquellos que los aborrecíamos ya que todavía estamos buscando alguna prueba científica que determine lo que prometían: proteger la vista de sus usuarios.

Se vendían como “filtros polarizados” y eran muy populares en oficinas, bancos y colegios, de hecho, parecían casi de uso obligado.

Recuerdo leer los manuales de uso y explicaban, casi vilmente, cómo los rayos catódicos de los monitores CRT pasaban de ser “directos” a ser una especie de líneas sinusoidales, que no afectaban la vista de la persona que estaba frente al monitor. La realidad era bastante distinta ya que se trataba de – en el mejor de los casos – un vidrio polarizado que obviamente bajaba el brillo y mejoraba el contraste de la pantalla haciendo que las pupilas trabajen menos, algo que era posible modificando la configuración del monitor.

Un buen ejemplo es el siguiente (la calidad de la imagen refleja los años de la misma). Por lo general en lugar de las patillas superiores tenían una especie de “cintos” que abrazaban el contorno del monitor y se ajustaban. Era un espectáculo horroroso y lamentable a la vez.

Existían, además, otros filtros que si tienen sentido y realmente funciona. Uno de ellos era una pantalla con “filtro de privacidad” que solamente dejaba pasar la luz solamente a un angulo muy limitado lo que evitaba que alguien que estaba mirando (o fotografiando) de costado no pueda obtener información sobre lo que está en pantalla. De hecho ese tipo de filtros también existían para smartphones y se pusieron de moda luego de que varios diputados y senadores fueran pescados por fotógrafos arreglando cositas desde sus teléfonos.

Una de las mejores cosas que nos trajo la modernidad es que las pantallas LCD y LED – las planas, en definitiva – ya no tienen la mala fama de las viejas y queridas pantallas CRT, por lo que este tipo de productos nefastos han perdido toda su popularidad.

Y pensar que muchas personas hoy tienen millones de dólares, mansiones, y quizás hasta alguna isla por haber vendido estos productos.

El artículo Filtros para pantallas: la farsa que ya hemos olvidado apareció primero en Tecnovortex.





Origen

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog