fbpx

Optimiza tus CTAs y vende más desde web

Back to Blog

Optimiza tus CTAs y vende más desde web


8 de julio | Por Juan Merodio

¿Has medido cuál es la tasa de conversión de los botones de llamada a la acción que hay en tu web? Si no lo has hecho, te animo a que lo hagas. Los datos son la base de una mejora en los resultados de cualquier proceso. Y más en este caso, en que te juegas todo el esfuerzo de tus estrategias de marketing a una sola carta.

Si tu página web está bien estructurada y cuenta con una estrategia correcta, lo habitual es que te hayas marcado unos objetivos a conseguir con ella. Por ejemplo, conseguir solicitudes de contacto, aumentar la lista de suscriptores, incrementar las reservas de tu restaurante…

Estos objetivos dependerán de tu negocio. Pero lo importante aquí es que la llamada a la acción sea efectiva y dé los resultados que esperamos. Y, para ello, deben estar debidamente cuidadas y optimizadas.

Hoy vamos a ver qué trucos podemos implementar para hacerlas más atractivas. Hablaremos sobre los elementos y secciones donde los puedes colocar, y daremos una amplia definición para entrar en materia.

¿Qué es una llamada a la acción o CTA?

Una llamada a la acción es todo aquel botón, enlace o banner que podemos encontrar en una página web, email, anuncio o landing y que nos pide que hagamos algo.

Por ejemplo, rellenar un formulario, comprar un producto, contratar un servicio, leer un post, hacer una llamada, descargar un ebook, apuntarse a un webinar, completar un test…

Como decíamos, las podemos encontrar en diferentes formatos:

  • Texto. Pueden estar inmersas de forma natural en un texto.Y añadir ahí mismo el enlace al que se dirigen.
  • Botón. Así es como se presentan en la mayoría de webs y páginas de aterrizaje. Luego veremos de qué forma son más efectivos estos botones de llamada a la acción.
  • Banner. Se trata de imágenes con contenido publicitario que se dirigen hacia una oferta o inscripción a algún evento gratuito para captar leads.

Su principal función es completar la acción propuesta a lo largo del email, anuncio o landing. Por eso, decimos que aquí te juegas todo el esfuerzo que has realizado en tu estrategia de marketing.

Si tus llamadas a la acción no son efectivas, no habrá conversión.

Cómo crear una llamada a la acción en tu web

A la hora de crear una llamada a la acción, existen diferentes elementos a tener en cuenta; colores, tamaños de tipografía, el copy, la disposición…

Veamos cada uno de ellos detenidamente para entender cómo hacer un buen CTA.

Usa colores que destaquen dentro del elemento donde los vayas a colocar. Incluso añade un efecto para que al pasar el ratón por encima salte alguna animación que haga detenerse al lector.

En el caso de promociones o descuentos, puedes usar los rojos o naranjas según la psicología del color. Pero cuando no se trate de casos así, te recomiendo ajustarte a tu gama de colores corporativos.

Los colores se pueden aplicar en los tres formatos que vimos antes. En el caso de la llamada a la acción sobre texto, lo ideal sería que la frase que contiene el enlace estuviera coloreada según los parámetros establecidos.

  • Tipo y tamaño de tipografía:

Siguiendo en línea con la idea anterior, si queremos que destaque del resto de elementos que puedes encontrar en una web, email o landing, se puede probar a cambiar el tipo de tipografía o, incluso, a cambiar el tamaño de la misma.

Algo que hacen en muchas páginas web es utilizar las mayúsculas, pues también es un buen truco para que resalte.

Cuando vayas a escribir el copy de tu llamada a la acción, intenta ser lo más claro posible. Informa sobre qué es lo que va a pasar cuando una persona haga clic en ella.

Por ejemplo; ‘Únete a la formación ahora’, ‘Regístrate y asiste gratis a este webinar’, ‘Rellena este formulario y hablemos’, ‘Compra ahora y recíbelo en 3 días’, ‘Pruébalo durante 15 días’, ‘Ve a ver este vídeo a nuestro canal de YouTube’, ‘Síguenos en Instagram’…

Por otro lado, te recomiendo incluir palabras de impacto como ‘ahora’ o ‘gratis’ (pero sin abusar) y, si fuera necesario, también puedes añadir un subtítulo para aclarar algún término que consideres.

Otro truco que funciona bastante bien es añadir elementos que impliquen acción, como por ejemplo flechas, emojis con forma de dedos, los símbolos matemáticos mayor que (>>)…

  • Disposición o ubicación:

Como consejo principal, te diría que las añadas de la forma más natural posible. Incluir una llamada a la acción demasiado forzada, puede jugar en tu contra. Dicho esto, las reglas van a depender de la página o elemento en cuestión.

Por ejemplo:

  • En una web. Puedes incluirlas bajo tus servicios, tus productos o dando respuesta a las preguntas que plantees a lo largo del texto.
  • En una landing de venta. Deberías colocarla después de abordar los puntos de dolor de tu cliente, los beneficios de tu oferta, lo que incluye, testimonios y varios motivos extra de por qué tu producto o servicio es distinto a otros.
  • En los posts. Colócalos donde el texto te lo permita, según el hilo de la lectura.
  • En el email. Te diría que puedes hacer igual que en las páginas landing pero, en el caso de que quieras fomentar el clic, las añadas tanto al inicio como al final del mismo.

Botones de llamada a la acción

¿Quieres crear un botón de llamada a la acción? El formato botón suele ser el más usado porque psicológicamente anima al usuario a hacer clic de forma más eficaz.

Piénsalo, ¿qué haces cuando ves un texto en formato botón? Intentar hacer clic, pues son simples y funcionan y, si sigues las reglas anteriores, tendrás muchas opciones de aumentar las tasas de conversión de tu web.

También cabe destacar que dentro de una web hay otros botones para facilitar la navegación. Aunque no estén destinados a completar una acción, deben cumplir con los mismos requisitos. Mejorará la experiencia del usuario.

La llamada a la acción en el contenido web

Si creas contenido para tu web, te animo a que además de incluir valor, incluya una llamada a la acción que te ayude a cumplir con los objetivos de tu negocio.

Y si, además, estás trabajando la optimización según las tendencias SEO del momento, puedes conseguir que dicho contenido sea la fuente de entrada de muchos potenciales clientes dispuestos a completar tu formulario de contacto, suscribirse a tu lista o realizar cualquier otra acción. Pero para ello debes incluirla.

CTAs en banners y otros elementos

Por último, este otro formato de llamada a la acción te va a servir para aportar información adicional a la que podría mostrar un botón u otro formato más escueto.

Para el diseño puedes usar imágenes llamativas, relacionadas con el concepto a transmitir y la acción propuesta, aportar datos sobre la misma y añadir una caja en forma botón que invite al clic.

¿Te animas a optimizar tus CTAs o llamadas a la acción? Aquí hemos visto algunos trucos, pero si conoces alguno más que pueda funcionar, adelante, ¡a implementarlo! Te leo en los comentarios 😉

Compartir >>

Nos encanta recomendar el mejor contenido, por eso no te pierdas el siguiente artículo de Juan Merodio y no dejes de visitar su página!
Ver Original:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog